Mi primera factura en Vodafone

Acabo de llegar a casa y me encuentro ya con la primer factura emitida de Vodafone desde que me pasé a esta compañía para comprarme el HTC Magic

El caso es que después de bastantes llamadas a la piba,  sms entre amigos y algún par de llamadas y sms internacionales pensé que me vendría la típica factura astronómica que daría paso al arrepentimiento de haberme metido a contrato.  Pues no!

Por un monton exacto de € 19,37 he gozado durante todo un mes de un servicio extraordinario. En resumidas palabras:

– Más de 600 minutos hablados

– Más de 40 sms enviados (esto es una maravilla, desde hacía mucho tiempo que no mandaba tan pocos sms. El tema del envío por internet es genial)

– Más de 1,5 Gigas de datos transferidos por internet

Todo eso 19 euros! Estoy encantado.

Lo que más me gustaría destacar es la calidad del servicio de internet 3G de vodafone. Las transferencias de datos son muy veloces, el video en streaming es perfecto y sin cortes, la navegación es altamente fluida. No tengo quejas algunas del servicio.

Por otro lado el tema de la tarifa 90×1 es una pasada, y 100% real. Pensé que habría truco de por medio, pero lo cierto es que llamadas de 60 minutos las tengo tarificadas a 35 céntimos en total, no me lo creo!

No quiero hacer publicidad a Vodafone, pero lo cierto es que la sorpresa ha sido grata y estoy muy contento con el servicio. Si bien tuve algunos inconvenientes al principio, me los solucionaron con mucha celeridad y, además, mediante canales insospechados. Resulta que comenté mi problema en Twitter antes de llamar al soporte, por una cuestión de horarios, y enseguida ellos recogieron mi twitt y me gestionaron todo. Al otro día del reclamo me estaban llamando ellos a mi para consultarme del problema. Posteriormente investigaron y me dieron la solución. Las veces que llamé al soporte telefónico fue increíble porque siempre me dieron información real y jamás intentaron lavarse las manos o pasar de los problemas de sus clientes.

Mis felicitaciones a esta compañía. Hemos empezado con muy buen pie.